Semana Europea de la Movilidad 2022

Solo reduciendo el número de coches en las ciudades avanzaremos hacia la movilidad sostenible
  • Ayer viernes 16 de septiembre, comenzó la Semana Europea de la Movilidad.
  • Más de 400 localidades en el Estado español se han apuntado a organizar actividades durante los próximos días.
  • Para exigir que esta semana no sea un “lavado de cara” de los municipios y para demandar una movilidad sostenible real, colectivos ecologistas, ciclistas, peatonales y vecinales organizan actos reivindicativos por toda la geografía con una idea clara: las ciudades se mueven mejor andando, en bici o en transporte público.

Después del verano más caluroso desde que hay registros, y con el temor fundado de que haya sido el verano más fresco de los próximos años, empieza el curso escolar y activista. Desde hace 22 años, la Semana Europea de la Movilidad marca la llegada del otoño. Y también desde hace cuatro lustros, las organizaciones ecologistas y sociales se organizan durante esta semana señalada para reclamar cambios reales en la movilidad.

La movilidad urbana es responsable del 23 % de las emisiones de gases de efecto invernadero de Europa. La contaminación atmosférica impacta directamente en la salud de las personas, causando alrededor de 30.000 muertes anuales en el Estado español. La contaminación acústica que sufren a diario quienes viven, estudian o trabajan cerca de calles con mucho tráfico se relaciona con el incremento de ingresos hospitalarios por ansiedad e incluso intentos de suicidio.

La ley del Cambio Climático, aprobada en mayo de 2021, obliga a todas las ciudades de más de 50.000 habitantes a poner en marcha Zonas de Bajas Emisiones (ZBE) antes de 2023. Estamos a la espera de que se publique el Real Decreto que regule estas ZBE. Mientras tanto, el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana ya ha distribuido 1.000 millones de euros de los fondos de recuperación a las ciudades para implantar ZBE y hay una nueva convocatoria abierta hasta fin de mes para repartir otros 500 millones de euros.

A pesar de la obligatoriedad legal, de la urgencia climática y ambiental, y de los recursos movilizados para ello, las organizaciones ecologistas y sociales —entre ellas Ecologistas en Acción— denuncian que muchos municipios no hacen sus deberes. Reducir los espacios de aparcamiento en las ciudades, por ejemplo, sigue considerándose inviable, cuando hace décadas que se sabe que la única manera de quitarle espacio al coche es, efectivamente, quitándole espacio.

Ecologistas en Acción publicó en febrero de 2022 una guía sobre ZBE con propuestas concretas para reducir emisiones asociadas a la movilidad en las ciudades. La principal: disuadir el uso del coche privado. Para ello es fundamental facilitar la movilidad peatonal y ciclista, reducir de forma sustancial el espacio para aparcamiento y circulación de coches y promover un transporte público de calidad.

La organización ecologista ha insistido en que los ayuntamientos, durante los próximos años, deberían reducir como mínimo un 15 % de plazas de aparcamiento al año si de verdad se pretenden alcanzar los objetivos climáticos. Hay que recordar que los coches están parados más del 90 % del tiempo, muchas veces ocupando el espacio público. Además, debe desincentivarse de forma real el uso del coche privado, entre otras medidas, con el establecimiento de peajes urbanos como el que propone la plataforma Barcelona22.

Para celebrar la 22ª edición de la Semana Europea de la Movilidad, casi 450 municipios del Estado español se han apuntado a realizar acciones y muchos de ellos han anunciado que durante esta semana llevarán a cabo el Día Sin Coches, que en general será el domingo 18.

Sin embargo, según Ecologistas en Acción, la movilidad sostenible se ha convertido en un lema manido, demasiadas veces vacío. Respecto al Día sin Coches, Carmen Duce, portavoz de esta organización, ha declarado: “Podría ser una buena idea, si verdaderamente se cortaran las arterias principales al tráfico y se abrieran para el disfrute de las personas. Pero la realidad que vemos un año más es que, si se corta alguna calle, es de forma temporal y casi simbólica. La mayoría de las ciudades que realizan este tipo de iniciativas no informan enqué calles se actuará. Y las que lo indican, salvo honrosas excepciones como Xixón o Lleida, lo que anuncian que van a cortar son tramos semipeatonales o calles que hace años deberían estar peatonalizadas”.

Además, para celebrar esta semana, en muchas ciudades se está optando por exhibiciones de coches eléctricos de gran potencia, dejando de lado a bicicletas eléctricas y patinetes, que son vehículos mucho más eficientes. Ecologistas en Acción ha señalado que esta apuesta por la movilidad de “todotorreno eléctricos de gran potencia” no contribuyen a la mejora de la movilidad ni a su sostenibilidad

Con el objetivo de denunciar la pasividad e inacción municipal, Ecologistas en Acción, junto a muchos otros colectivos sociales, ecologistas y vecinales, ha invitado a la ciudadanía a participar en las acciones reivindicativas previstas durante toda la Semana Europea de la Movilidad. “Demandamos cambios reales y urgentes. Menos coches, aceras más amplias, más paseos, más bicicletas, más y mejor transporte público. En definitiva, más salud”, ha concluído Carmen Duce.